Evitar lesiones en el running

¿Qué tipos de lesiones pueden aparecer en el running? En realidad, nadie está fuera de peligro ante la aparición de una lesión al correr. A continuación, te nombramos algunas de las más frecuentes.

Lesiones más comunes en este deporte ¿Conoces la fascitis plantar? Esta es una afectación producida en la planta del pie. Aparece como una sensación aguda, apretada y dolorosa en la base del talón que puede ser desde molesta hasta insoportable. Frecuentemente, el dolor puede desaparecer progresivamente al avanzar el día, aunque puede reaparecer al día siguiente.

Para poder tratarla, aconsejamos visitar al fisioterapeuta que te aconsejará qué tipo de ejericio es mejor para este tipo de problema. Para prevenir debes realizar estiramientos (los recomendados por el fisioterapeuta) y reforzar los músculos y tendones circundantes como el tendón de Aquiles.

Así mismo, la tendinopatí de Aquiles es un engrosamiento y altteración del mismo tendón. Aparece como un dolor e inflamación (en fase muy inicial) en la parte posteroinferior de la pierna, justo por encima del talón. El tratamiento más aconsejado es el ejercicio terapéutico controlado por un fisioterapeute. Los antiinflamatorios no funcionan ya que realmente no hay un componente inflamatorio en el proceso de la tendinopatía.

Rodilla del corredor: una lesión frecuente

¿Sientes un dolor constante debajo de la rótula cuando corres? Probablemente, estés experimentando el síndrome patelofemoral de rodilla. El síntoma principal es la aparición de un dolor justo debajo de la rótula, que  generalmente empeora a medida que aumenta la intensidad del ejercicio. Desde una mala selección de calzado hasta una pisada inadecuada pueden provocar su aparición. Para poder tratar este síndrome, se debe reposar, y visitar al fisioterapeuta para que valore los diferentes factores de riesgo que hacen que el dolor se mantenga. Para prevenir, te aconsejamos realizar un estudio de tu pisada y realizar ejercicios. Ante todo, el running implica salud, pero también riesgos y exposición a lesiones. Es  importante cuidar al máximo y asesorarse por un profesional para prevenirlas.

Fios Salud y Formación